La formación del Psicólogo Militar la Escuela Militar de Sanidad

La última etapa que tiene que atravesar un Psicólogo Militar antes de la incorporación a su primer destino es la formación en la Escuela Militar de Sanidad (EMISAN) situada en el madrileño barrio de Carabanchel y contiguo al Hospital Central de la Defensa Gómez Ulla.

Tras las vacaciones navideñas los alumnos de los Cuerpos Comunes de la Defensa son promovidos a Alférez, primer empleo militar en un acto que suele ser presidido por el Subsecretario de Defensa.

Este periodo abarca desde el mes de enero hasta el mes de julio y es donde reciben toda la formación de su especialidad fundamental. Hasta este momento, todas las clases que tenían los Psicólogos eran compartidas por el resto de los compañeros de las especialidades de Medicina, Veterinaria, Farmacia, Enfermería, Música, Intervención y Jurídicos.

Este periodo se divide en dos. Uno más general en el que todos los alumnos de Sanidad Militar reciben clases juntos de una duración de dos meses y una específica de la especialidad fundamental de cuatro meses.

Además de las clases, desde el año 2013 los alumnos realizan un periodo de prácticas con el SAMUR realizando intervenciones reales.

Los Psicólogos Militares participan en visitas a distintas Unidades donde los compañeros muestran el trabajo diario de un Psicólogo en un Acuartelamiento o en la Guardia Civil.

Si bien la formación académica y profesional es muy completa. Este periodo refuerza aún más si cabe los vínculos que se crean entre los compañeros de la promoción. Quizás es lo más bonito de esta experiencia. Ya que durante un año se comparten muchas anécdotas y experiencias vitales. Todo el mundo sabe que dentro de poco sus caminos se separarán para empezar a trabajar en aquello por lo que tanto han luchado. De este modo todo se vive con gran intensidad y emoción.

Al final de curso se realizan unas maniobras en las que participan todos los alumnos de Sanidad Militar donde se recrean los escenarios a los que se enfrentarán los militares en Zona de Operaciones.

Todo ello desemboca en un último mes donde la tensión aumenta ya que está próxima la fecha de elección de destinos. Las notas de todo el año, así como la nota de corte de la oposición determinarán el escalafonamiento final de la promoción y por tanto el puesto en el que cada alumno finaliza su periodo de formación. Salen tantas vacantes como alumnos de la especialidad hay y generalmente los alumnos se ponen de acuerdo sobre qué vacante ocuparán. La elección del destino se realiza por orden de antigüedad, es decir, por el orden en el que se ha terminado en el periodo académico.

Desde el año 2018 los alumnos reciben sus Reales Despachos en una ceremonia presidida por Sus Majestades los Reyes de España en la Academia Central de la Defensa. Siendo un acto muy emotivo y especial que pone el broche de oro a un año inolvidable y tras el que se inicia la verdadera vida militar.

Al mirar atrás compruebas que todos los sacrificios de tu tiempo de preparación, todas las horas empleadas en el estudio de la materia, del entrenamiento físico y del paso por las Academias y Escuelas Militares han merecido la pena y llevas sobre tus hombros las dos estrellas de seis puntas que te representan como Oficial de los Cuerpos Comunes de las Fuerzas Armadas.

Recuerda que desde APIR estamos para ayudarte a que este sueño se convierta en realidad y seas tú el próximo que reciba su Real Despacho en el patio de armas de la Academia Central de la Defensa.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies